La resistencia de los máximos de noviembre no nos ha dejado pasar y también nos hemos parado. Ahora el RSI es lo que hay que vigilar, para saber si rompe al alza su directriz intermedia.  
bobl