Lo vimos en el Schatz y ahora lo vemos en el Bobl, descensos fuertes con infalción que no muestra desenso y se aproveha para salir con el vencimiento en pocos días.

bobl