Bonos italianos suben favorecidos por la decisión de Fitch de subir perspectiva de negativa a estable.