El Santander está recibiendo fuertes peticiones para su emisión de preferentes convertibles que se coloca solo entre inversores cualificados. Parece que va por más de 5.000 millones de dólares.