Es común escuchar en deportes como futbol, baloncesto, motociclismo o F1 que en algunas carreras o partidos, es donde se pierden los campeonatos. Justo en los lugares donde crees que tienes más segura la victoria es donde aparece una derrota y esos puntos escapados son los que marcan la diferencia en el resultado global del campeonato.

Algo así le ha pasado a Popular.

La semana pasada estuvimos muy pendientes de una situación favorable a la espera de un indicador, el acumulación distribución.

Como se puede ver en el gráfico adjunto a semanas, el precio estaba pegado a la directriz bajista desde los máximos de julio de 2016, el RSI ya era favorable y sólo faltaba el acumulación distribución que es el que da apoyo para el medio plazo.

El acumulación tocó la directriz bajista pero no la cruzó, hasta que las noticias de revisión de resultados y salida de directivos importantes han destrozado esa oportuniudad. Ahora ojo que estamos atacando una ligera directriz alcista y perder la zona puede traer más problemas. Toca seguir esperando hasta que su futuro se aclare y aparezca otra oportunidad.

popular