Son datos del Banco de España de enero de este año. Y los datos finales de 2015.

La necesidad de financiación de la economía española (balanza corriente+capital) fue en enero de 1.2 bn. EUR frente a 0.3 bn. un año atrás. Si consideramos los datos acumulados en los doce últimos meses hasta enero, hablamos de una capacidad de financiación de 20.2 bn. por debajo de los 21.1 bn. del conjunto de 2015.

El saldo de la balanza corriente fue en enero fue negativo por 0.7 bn. frente a -0.4 bn. en el mismo mes de 2015. Las importaciones de bienes y servicios han crecido a ritmos del 3.7 % frente al aumento del 2.2 % de las exportaciones. Pero, quizás, sea la balanza financiera la que atraiga más interés.

El saldo de la balanza financiera, excluido el BOS, fue positivo por 73.6 bn. Si consideramos los datos de enero, salida neta de fondos por inversiones directas de 2.3 bn. (entradas brutas por 1.9 bn. ) y entradas netas por inversiones de cartera por 7.9 bn. (entrada bruta de 9.1 bn.). La partida de otras inversiones también con entrada neta de fondos por 9.5 bn. (pero por desinversiones en el exterior hasta 10.6 bn. frente a las entradas brutas por 1 bn.).

José Luis Martínez Campuzano
Estratega de Citi en España