Hoy las aseguradoras son el peor súper sector del día por motivos obvios y no tan obvios.
 

Por un lado tenemos que siempre que aparecen noticias de una posible quiebra de un país, las aseguradoras son las que peor se comportan y es un tic nervioso adquirido desde la crisis subprime. Como el nuevo presidente de Ucrania ha dicho que van a intentar todo lo posible para que no haya un default, muchos están jugando ya a que ese evento sí se puede producir, por lo que las aseguradoras tendrían perjuicios de una u otra manera.
 

Lo que no es tan obvio, es ver que la alemana Allianz y la francesa Axa son las peores con descensos superiores al 2%. Son, respectivamente, la primera y segunda de Europa en tamaño.

 

ADMIRAL GROUP1422"-1.80%"
OLD MUTUAL184"-1.45%"
PORVAIR310"-1.27%"
ALLIANZ N125,95"-3.85%"
HANNOVER RUECK N60,69"-1.25%"
MUNICHRE157,65"-0.69%"
AXA18,76"-1.65%"
SCOR SE25,17"-1.26%"


 

 

Pues bien,  Allianz tiene dos problemas, uno se llama resultados empresariales peor de lo esperado y la otra las turbulencias directivas que hay en la famosa PIMCO.
 

Por un lado ha presentado beneficios netos de 1260 millones de euros en el último trimestre, superiores a los 1240 del año pasado, pero por debajo de los 1310 que esperaba el mercado.
 

Según sus comentarios, sólo están creciendo los segmentos de seguros de la propiedad y de daños, a lo que hay que añadir que hay menos márgenes en los seguros de vida y un descenso de los beneficios que vienen desde PIMCO.
 

Con respecto a la gestora de fondos de renta fija más grande del mundo, la salida de Mohamed-El-Erian supuso un terremoto que se llevó dinero, algo que ayudó a que los activos bajo gestión descendieran cerca del 10%, también ayudados por un descenso del dólar.
 

Intenta compensar los malos resultados con una subida de dividendos hasta los 5.3 euros desde los €4.5 del año anterior.
 

En cuanto a perspectivas, dice que el entorno va a seguir siendo difícil en 2014, pero confían en que puedan aguantarlo en su estrategia basada en operaciones en tres segmentos nada más.