Se espera una apertura algo confusa tras saberse que el dato de creación de empleo de Estados Unidos de febrero queda mucho mejor de lo esperado, con revisiones al alza de datos anteriores, pero con un descenso de los salarios, lo que deja una mezcla que da como resultado que la economía de Estados Unidos aguanta pero no mete prisa a la Reserva Federal, por lo que  la siguiente subida de tipos todavía está a meses vista.
 
La sesión de hoy en Estados Unidos va a estar totalmente condicionada por la reacción e interpretación al dato de empleo del mes de febrero. Aquí tienen todos los datos:

- Creación de empleo no agrícola de Estados Unidos del mes de febrero queda en unos asombrosos 242.000, mucho mejor de lo esperado que eran 190.000 desde los 172.000 del mes anterior.
 
Ojo porque se revisan los datos anteriores, en diciembre se sube de 262.000 a 271.000 y el de enero se ha subido desde los 151.000 anteriores.
 
La tasa de desempleo se mantiene en el 4,9%.
 
Todo lo anterior va a favor de Reserva Federal, mostrando un mercado laboral fuerte, pero algo que puede gustar mucho al mercado es que la media de los ingresos por hora trabajada de todos los trabajadores privados se pone a caer -0,1% cuando se esperaba un incremento de 0,2% desde el 0,5% anterior, por lo que es negativo para la inflación y un freno para la Reserva Federal.
 
La tasa de participación de la fuerza laboral sube al 62,9% desde el 62,7% anterior.
 
El sector privado crea 230.000 nuevos empleos, mucho mejor que los 185.000 esperados. Empleo gubernamental aumenta en 12.000, mucho mejor de lo esperado que era una destrucción de -7000 desde los -10.000 del mes anterior.
 
Pues ya tenemos el dato más esperado y nos da una de cal y otra de arena. Como han visto, esta vez el ADP se ha quedado corto y tenemos una creación de empleo que está en la zona de ser sostenible con un crecimiento económico, lo que apoya a que la Reserva Federal pueda seguir viendo un caso de subida de tipos de interés, pero lo que reduce las probabilidades anteriores es ver que se está ganando menos por hora trabajada, lo que nos deja una situación muy cercana a la que el mercado quiere, potencia económica, pero sin presionar demasiado.
 
A primera vista, es un buen dato para la economía, es un buen dato para el mercado, malas noticias para los bonos y tiene un fondo positivo para el dólar, no tanto por la inflación sino porque se está creando empleo y la economía aguanta.

 
Aparte de la anterior, también hemos conocido el déficit comercial que ha quedado algo peor de lo esperado.
Y todo lo que queda de sesión va a hacer la digestión al dato, para intentar calibrar hasta qué punto la Reserva Federal va tener esto en cuenta o no y ver como se mueven los tipos de interés a corto y también los futuros sobre fondos federales.

Todos los comentarios que se dicen por aquí y por allá van todos en el mismo sentido, aguante de la economía de Estados Unidos que tiene que rebajar el miedo a una recesión y la bajada de los salarios no mete prisas a la Reserva Federal para subir los tipos de interés, aunque todo el mundo coincide en que puede suponer una pausa en la normalización de los tipos de interés pero no definitivamente una suspensión porque se sigue creando empleo.

Ahora el mercado es dueño y señor de lo que queda de sesión y hay que recordar que históricamente el dato de empleo suele ser muy volátil y además en ocasiones cierra de forma ilógica, porque ahí ventas con la noticias, colocación de posiciones grandes aprovechando el alto volumen y es la semana que viene cuando realmente se ve el peso del dato.

De momento, los futuros sobre fondos federales ponen las probabilidades de una subida de tipos en noviembre al 51%, aunque en septiembre ya están cotizando el 49%. Al igual que en el resto de activos, hay que esperar a la semana que viene.

En el aspecto técnico, ayer tuvimos una nueva sesión positiva en donde tomamos como punto de referencia el futuro del SP 500, acercándose cada vez más a esa fuerte resistencia que tenemos en los 2000 puntos, apoyado por una nueva sesión en donde el VIX se sitúa por debajo de la media de 200 sesiones. Como se puede observar, también, en el fondo, aparece la amenaza de la sobrecompra en el futuro del índice y la sobreventa en la volatilidad, que pueden evitar o poner algo más difícil el camino alcista dentro de poco.

vixsp


La temporada de resultados empresariales sigue su curso, aunque poco a poco cada vez es más débil que menos importancia. Los que hemos conocido hoy son los siguientes:

- Staples presenta resultados de beneficios netos de 0,13 $, mucho peores de lo esperado que eran 0,28 $ pero mejorando las pérdidas del año pasado que fueron 0,41 $. Ajustados son beneficios de 0,26 $.

Pasando a las ventas, han sido de 5230 millones de dólares, bajando desde los 5660 del año pasado.

- Big Lots ha presentado resultados de dos dólares, por encima de lo esperado que eran 1,98 dólares.
Las ventas bajan a 1580 millones de dólares desde los 1590 del año pasado y peores de lo esperado que era un incremento.

Para compensar la mala noticia de las ventas, dice que pone encima de la mesa 250 millones en un programa de recompra de acciones y sube el dividendo un 11%.

- Hewlett-Packard Enterprise presentó ayer tras el cierre unos resultados de su primer trimestre fiscal de 0,15 $, bajando desde los 0,3 $ del año anterior. Ajustados son beneficios de 0,41 $, mejores de lo esperado que eran 0,31 $.

Con respecto a las ventas, bajan a 12.720 millones de dólares desde los 13.050 del año pasado, ligeramente por encima de lo esperado que eran 12.700.

Para las previsiones del segundo trimestre, ponen un rango de beneficios de 0,39 $ a 0,43 $, más o menos lo esperado.

En valores concretos tenemos:

JCPenney tiene una buena noticia ya que Evercore sube la recomendación a comprar desde mantener.
GAP puede sentarle mal las cifras de ventas en centros con más de un año que ha presentado del mes de febrero con una bajada del 2%.

Facebook agacha la cabeza y empezará a facturar las ventas en Reino Unido en el propio país, abandonando Irlanda, por lo que pagará impuestos más altos. Algo que puede ser la tónica general de ahora en adelante para todas las tecnológicas en todo el planeta.

Luis Javier Diez.