Se espera una apertura bajista en Estados Unidos 1000 desesperamos al resultado de la reunión de la Reserva Federal mañana y también el susto que nos ha dado la OPEP al reconocer que incluso con el recorte de producción, la reservas sigue subiendo.
 
Comenzamos la primera cuenta atrás para el evento principal de esta semana que es la reunión de la Reserva Federal que comienza hoy y que mañana tendremos su resultado final.

Ahora mismo, para la sesión actual, tenemos varias cartas que debemos sopesar porque tienen influencias directas no sólo sobre la Reserva Federal si no sobre el posible devenir de los mercados en los próximos meses.

Primero, hemos conocido el precio de producción industrial en donde volvemos a tener una subida superior a lo esperado, algo que estamos viendo prácticamente en todos los países, y que fue el primer signo y síntoma de que la inflación poco a poco iba cada vez expandiéndose por todas partes apoyando la normalización de los tipos de interés en todas las áreas económicas.

Hay que destacar que en algunas zonas, la influencia sobre la inflación principalmente ha venido por parte del precio del crudo, por lo que todo lo que le pueda pasar al precio del crudo tendrá repercusión sobre la inflación y a su vez repercusión sobre las decisiones y caminos de los bancos centrales con respecto a los tipos de interés.
Pues bien, hoy el crudo y el sector de energía del SP 500 van a ser uno de los puntos principales de movimiento mientras esperamos a la Reserva Federal, porque en el boletín mensual de la OPEP se reconoce que, aunque se está cumpliendo bien el programa y acuerdo de recortes de producción, la reservas siguen subiendo. A este punto, recuerden que la reservas semanales de crudo en Estados Unidos, la producción, y además el número de instalaciones petrolíferas en activo que conocemos todas las semanas de mano de Baker Hughes, no para de subir, por lo que está claro que Estados Unidos está ejerciendo un pulso a la OPEP muy importante para mantener bajo el precio del crudo y de esa manera no dañar la economía y recuperación de los hogares de Estados Unidos.

Con lo anterior, el crudo ha tenido un tirón bajista que se ha alejado un poco más de la cota de los 50 $ y el mercado entero se ha venido abajo, aunque después ha tenido un cierto rebote. Esta volatilidad que estamos teniendo tras la noticia es normal porque hay que digerir mucho.

Imaginemos, guerra de producción entre Estados Unidos y la OPEP. Si Estados Unidos sigue aumentando la reservas y su producción, a la OPEP le quedan dos opciones:
1.- Tener el recorte de producción durante más tiempo o aumentarlo en cantidad.

2.- Perder los nervios, correr como pollo sin cabeza y empezar a aumentar su propia producción para no perder cuota de mercado y volver otra vez a la guerra del crudo que tuvimos hace tiempo.

Si la opción de medio plazo es la número dos, habrá un control más severo del potencial inflacionario del precio del crudo, por lo que habrá menos apoyo para que haya una aceleración de los acontecimientos en cuanto a la normalización de los tipos de interés por parte del BCE y a lo mejor hasta no tenemos tantas subidas de tipos de interés como se piensa que podamos tener tanto en 2017 como 2018.

Una cuestión clave en esta última opción son las políticas de Donald Trump. Para aumentar la inflación necesitamos que aumente la demanda, para que aumente la demanda necesitamos aumento del crecimiento, y la única carta encima de la mesa para aumentar el crecimiento está en esa fuerte inversión en infraestructuras y bajadas de impuestos. Por lo tanto, si las políticas de Donald Trump no se llevan a cabo, tendremos un problema muy serio en el medio y largo plazo. Evidentemente, también hay que ver si esas políticas se llevarán a cabo y qué cuantía tienen.

En el aspecto técnico, seguimos exactamente igual que ayer:

El Dow Jones de transportes se ha alejado mucho de la zona de resistencias y eso ha apoyado que también hagamos lo propio en el Dow Jones, mientras sigue controlando la situación la figura bajista en los máximos del mes:

djdti


En el Nasdaq compuesto, también lo mismo. La única cosa es que algunos valores han conseguido alejarnos de ese soporte peligroso de los 5800 puntos mientras respetamos la directriz alcista que viene desde los mínimos de noviembre:

nasdaq


En cuanto a valores concretos tenemos:

- FedEx tiene una subida de recomendación a sobre ponderar por parte de Wells Fargo ya que dice que la adquisición de TNT Express es una oportunidad de crecimiento importante

- Verizon tiene problemas porque la ciudad de Nueva York les ha demandado al no completar totalmente el acuerdo llegado con la ciudad para proveer de un servicio integrado de televisión e Internet a todos los hogares en la ciudad.

- Walt Disney tiene buenas noticias por la subida de recomendación a comprar por parte de Guggenheim.

- Corriente puede estar afectada en el diario y porque tiene una rebaja a neutral desde comprar por nada menos que Goldman Sachs.

Luis Javier Diez.