Se espera una apertura bajista en Wall Street  al ver otra vez al dólar fuerte, por lo que se activan las correlaciones acostumbradas en un día sin casi datos macro y muchos comentarios de personal de la FED en donde sólo se buscan apoyos o detractores de una pronta subida de tipos.
Ayer tuvimos un día espectacularmente bueno tanto en la renta variable europea como norteamericana, reaccionando muy bien a las muestras de interés comprador que vimos el jueves pasado y que se disponían a un cierto cambio de dirección de corto plazo una vez pasado el efecto de la semana posterior al vencimiento trimestral de derivados que suele ser de debilidad.
 
Pues bien, dando un vistazo a los futuros sobre índices más importantes e índices de Estados Unidos, se ve perfectamente que sólo uno de todos ellos ha llegado a una zona importante de resistencias, ya que el resto está todavía bastante lejos. El índice en cuestiones el Dow Jones de transportes, que fue el que inició todo el movimiento alcista tras cortar sus descensos en una doble resistencia formada por la media de 200 sesiones y la zona de mínimos de meses anteriores.
 
En el gráfico adjunto se puede ver perfectamente la diferencia de comportamiento entre el Dow Jones de industriales y el de transportes y cómo éste último ayer llegó a la resistencia de los mínimos anteriores, en donde parece que nos hemos parado.
 
djdia

 
Repasando también la situación del resto de sectores del SP 500 que estábamos vigilando, nos encontramos que tampoco ni el de energía ni el de financieros ha conseguido romper nada, por lo que estamos más o menos en el mismo sitio.
 
xle

 
xlf

 
Debemos tener en cuenta que estamos ya en semana de vacaciones, el volumen empieza a flaquear y hoy volvemos a tener problemas en el euro dólar, lo que hace que el billete verde aumente  otra vez su valor, daña las materias primas y vuelvan otra vez los miedos en Wall Street a que su fortaleza acabe dañando los resultados empresariales.
 
euro

 
Con respecto a todo esto, Lacker (Richmond), ha dicho que espera un aumento en la inflación y crecimiento sólido durante todo este año, así que mete cierta prisa a que se suban los tipos de interés y no se espere mucho, en concreto tiene en la mente la fecha de junio como posible primer movimiento de subida de tipos. Su actitud no sorprende a nadie ya que es uno de los más críticos con los tipos bajos. También ha escogido esa fecha en particular, ya que el crecimiento de los salarios podría aumentar mucho la potencia económica durante las vacaciones del verano, pero recordemos que el crecimiento de los salarios no es precisamente algo que esté siendo vigilado por su crecimiento. Al mismo tiempo, recordemos que este viernes conoceremos el dato de empleo de marzo y todos los mercados estarán cerrados.
 
Nos era el único comentario de la Reserva Federal que tenemos hoy, ya que también hablará Lockhart (Atlanta), Mester (Cleveland) y Jeffrey (Richmond).
 
Con respecto a Europa, malas vibraciones porque hay recogida general de beneficios y el Euro tiene mucho que ver en ello, al ser el súper sector de automoción y recambios el peor del día con -1,7% y presión bajista clara para el DAX 30.
 
En cuanto a datos macro, poca cosa, sólo a destacar el Case Shiller que muestra una subida de precios de las viviendas en 20 áreas metropolitanas y eso que estamos fuera de temporada, lo que es positivo para la economía y un apoyo a la subida de tipos.