Se espera una apertura alcista en Wall Street, siguiendo con el rally iniciado el viernes con la excusa de que mejoraban las cosas en Ucrania, aunque es evidente que todo sigue igual.  Realmente se está rebotando por exceso de sobreventa como comentábamos más detalladamente en situación intradía, y por el soporte formado por la media de 100 en el S&P 500 que finalmente ha resistido.

 

También se considera como positivo el comentario de Fischer vicepresidente de la FED según el cual el crecimiento mundial, está flojeando incluido el de EEUU con lo que el mercado enseguida saca la conclusión de que si el vicepresidente de la FED dice eso, hay poco peligro de subida inminente de tipos. Este tipo de cosas últimamente pesan mucho.

 

Desde el punto de vista de las fusiones y adquisiciones, hay actividad, y así tenemos que Kinder Morgan sube más del 20% tras comentarios de actividad corporativa a su respecto.

 

Si nos fijamos ahora en el aspecto técnico, tuvimos que la gran resistencia está en el futuro del mini en los 1.949 puntos, por donde está la media de 50, que ahora actuará de resistencia.

 

Por debajo de los mínimos recientes, lo normal es que cayéramos con rapidez hacia la zona de la media de 200 que está en 1.858