Se espera una apertura alcista de Wall Street por más buenas noticias en el sector bancario y por una interpretación algo sui generis de la bajada del paro semanal que se está relacionando con una buena resistencia  a las consecuencias de las sanciones a Rusia.
El comienzo de la sesión Wall Street hoy tiene factores extra que no tenía ni la de ayer ni la de antes de ayer, como por ejemplo la reunión del Banco Central europeo que acaba de tener lugar y la rueda de prensa de su presidente.
 
En líneas generales, los mismos factores siguen estando encima de la mesa, miedo a un deterioro de la economía mundial por el juego de sanciones y contra sanciones que lleva a cabo occidente con Rusia. En este sentido, cada vez que sale un dato macro peor de lo esperado, siempre se mira a este factor como causa principal, como por ejemplo la entrada en recesión nuevamente de la economía italiana.
 
Lo anterior tiene una segunda derivada, algo retorcida, pero está siendo utilizada por el mercado cuando se ven algunos signos y síntomas de buscar un rebote tras las bajadas recientes, como por ejemplo es el caso de hoy mismo. El paro semanal se esperaba con una ligera subida y de repente ha caído por debajo de los 300,000 y se ha empezado a extender por el mercado el comentario de que la economía norteamericana es lo suficientemente fuerte como para hacer frente a las sanciones a Rusia. Este resumen muy superficial del resultado pero está ayudando a que los futuros en el nocturno estén indicando un rebote de Wall Street.
 
Ayer los bancos fueron uno de los factores que ayudó a cerrar más o menos plano Wall Street, gracias a la aprobación de los planes de capital de Bank of America por parte de la Reserva Federal y el posterior aumento de dividendo. Hoy este mismo banco también tiene buenas noticias ya que parece que puede llegar a un acuerdo con el Departamento de Justicia norteamericano para poder acabar con todas las investigaciones en los activos hipotecarios si paga alrededor de 16,500 millones de dólares, lo que le está haciendo subir antes de la apertura algo más del 1.5%, por lo que este banco seguiría apoyando al sector bancario.
 
En el aspecto técnico, el Dow Jones sigue revoloteando en el 38.2% del retroceso de Fibonacci de la subida desde los mínimos de este año y estamos muy cerca de la media de 200 sesiones, al igual que revoloteamos sobre la sobreventa, así que debemos estar atentos por si empieza a gestarse algún tipo de rebote.

dj