Se espera una apertura en Estados Unidos ligeramente bajista, pendiente de los datos macroeconómicos y la mala influencia por parte del sector del crudo.

Nos adentramos en la primera sesión de la semana en el mercado norteamericano bajo la sombra alargada de un dato de creación de empleo que ha sido más bien decepcionante. Ahora, los operadores mantienen cierta incertidumbre porque vamos a tener más datos macroeconómicos del comienzo del segundo trimestre y necesitamos que se empiece a ver una fuerte mejoría para intentar suponer que el crecimiento del producto interior bruto del segundo trimestre va a superar al del primer trimestre.

De momento, la revisión de la productividad no agrícola se mantiene en términos negativos y mantiene la cifra, pero la revisión ha afectado al incremento de los costes laborales, pasando de un incremento del 3% a otro del 2,2%, algo negativo para la inflación porque no la aprieta tanto como se percibía en un primer momento, algo ligeramente negativo para el dólar, pero todo descontado ya en cierta manera.

15 minutos después de la apertura tendremos el indicador de directores de compra del sector servicios, y por lo tanto también del compuesto del mes de mayo y necesitamos que mantenga su vigor, por lo menos en el compuesto, para aventurar mayor crecimiento.

30 minutos después de la apertura tendremos los pedidos a fábrica y además el ISM de no manufacturas.

Repetimos, estamos ya teniendo datos del segundo trimestre bastante importantes y necesitamos que sean mejores de lo esperado para asentar la idea de que el segundo trimestre nos ofrecerá un producto interior bruto mejor que el del primer trimestre.

Dentro de todo lo anterior, no hay que quitar ojo al comportamiento del sector de la energía, ya que ahora mismo el precio de referencia en Estados Unidos está descendiendo casi -1% y acercándose a la cota de los 47 $, todo tras la noticia de que varios países de oriente medio rompen relaciones diplomáticas con Qatar, lo que hace pensar a muchos que va a ser más difícil en el futuro llegar a consenso, sobre todo dentro de un acuerdo de reducción de la producción.

Lo anterior es negativo para la inflación, por eso necesitamos datos macroeconómicos mejores de lo esperado para intentar hacer ver que aunque la inflación en su cifra general no aumente, la demanda interna es lo suficientemente potente como para mantener la hoja de ruta de la Reserva Federal dentro del ciclo de tipos de interés.

En valores concretos tenemos:

Herbalife tiene problemas con un desplome bastante importante al haber rebajado sus perspectivas de beneficios del trimestre en curso.

Apple es otra compañía que puede tener mucho movimiento en el día de hoy, no sólo porque hay una rebaja de recomendación, sino porque hoy se supone que puede ser el momento de la presentación de los productos.

Facebook puede presentar novedades en breve porque tras los atentados terroristas ha tomado la determinación de ser una plataforma hostil hacia el terrorismo, lo que puede llevar a crear modificaciones importantes de cara a los usuarios.

The Gap tiene una mejora de recomendación y el mercado le premia con una subida del 1% en preapertura.

En el plano técnico, mucha expectación porque el Dow Jones de transportes es el único que queda por superar la zona de máximos de marzo y es muy dependiente de lo que pueda hacer el precio del crudo, lo que puede eliminar o favorecer la divergencia que tiene con el Dow Jones de industriales.