Se espera una apertura en EEUU negativa por un dato de creación de empleo en el mes de marzo mejor de lo esperado, aumento de los ingresos pero con una ligera subida en la tasa de desempleo, algo que ha descolocado a más de uno y que va a hacer que se necesite digestión para acabar de ver qué ha pasado.
 
Ya tenemos encima de la mesa el verdadero protagonista de toda la semana, el dato de creación de empleo de Estados Unidos del mes de marzo.

Aquí tienen las cifras más importantes:

Creación de empleo no agrícola +215.000 cuando se esperaba +205.000. Pero no se fien mucho de esta cifra oficial, por ejemplo Goldman ya decía esta mañana que esperaban 220.000. En suma no es tanta sorpresa.
 
 El dato del mes pasado se revisa de 242.000 a 254.000 y el anterior de 172.000 a 168.000.
 
El paro da la sorpresa negativa subiendo de 4,9 a 5% cuando se esperaba 4,9%.
 
La media de ingresos de los trabajadores sube 0,3% cuando se esperaba +0,2%, lo cual sigue siendo favorable para que suba la inflación.
 
Sector privado sube 195.000 cuando se esperaba +197.000.
 
Lo más importante del dato es que la creación de empleo es relativamente mayor de lo esperado, y que los ingresos de los trabajadores son mayor de lo esperado. Ambas cosas hacen que suban las posibilidades de subidas de tipos, por lo cual en principio, bueno para el dólar, y malo para bonos. Para las bolsas en principio malo, pues subieron mucho cuando tras Yellen pensaban que habría menos alzas de tipos.
 
Los futuros sobre fondos federales descuentan ahora en noviembre la primera subida cuando antes del dato lo descontaban para diciembre.


Por lo tanto, el mercado va estar atento al comportamiento de los futuros sobre fondos federales ya que antes del dato el único vencimiento que estaba por encima del 50% de probabilidades de ver una subida de tipos de interés, era diciembre. Recordemos que la idea que han vertido algunos miembros de la Reserva Federal es la de dos subidas de tipos de interés y una la ven a mediados de año, es decir, en junio, por lo que todo lo que sea posterior en cuanto a descuento por parte del mercado, no daría tiempo a ver una segunda subida de tipos de interés con un cierto espaciamiento que sea considerado por el mercado como suficientemente lenta esa cadencia.

De momento, también todos los ojos van a estar puestos en el comportamiento del dólar, y también en el de la libra, pues los dos tienen un hilo común, aunque de momento el mercado no está haciendo absolutamente ningún caso a las cifras mejores de lo esperado y tanto la libra como el dólar sigue perdiendo posiciones, aunque el par que relaciona a los dos está cayendo -0,85% a 1,4239.

No es la primera vez que el mercado de los activos de riesgo piensa una cosa, la contraria se puede ver en el mercado de divisas, y al final las bolsas acaban haciendo caso al mercado de divisas. Recordemos lo que pasó el mes anterior cuando se vieron también cifras muy prometedoras para las subidas de tipos pero el mercado de divisas lo único en lo que se fijó fue que los ingresos por hora habían quedado negativo, por lo que el dólar empezó a debilitarse. De momento el dólar no está yendo a favor de pensar en mayores subidas de tipos, así que es algo que no debemos perder de vista.

Pero es que esto no ha quedado aquí, ya que vamos a seguir teniendo nuevos datos macro, como el de PMI de manufacturas de Estados Unidos 15 minutos después de la apertura y recordemos que el mismo dato de Chicago pasó de la contracción a expansión. Además, a las cuatro de la tarde, hora española, tenemos los datos de gastos de construcción y además el ISM de manufacturas, por lo que vamos a seguir teniendo volatilidad en esos momentos.
Para acabar de poner la guinda en el pastel, también tendremos la lectura final de la confianza del consumidor de la Universidad de Michigan.

En el apartado técnico, nos quedamos con el SP 500 y su volatilidad, ya que se mantiene esa situación en donde estamos ya rozando la sobrecompra en el futuro del mini SP 500 y la sobreventa en la volatilidad, algo que pone dificultades para seguir subiendo sin un apoyo fuerte y el dato de empleo de hoy, no es un apoyo porque tiene mucha digestión.

vixsp


Luis Javier Diez.