AMD ha presentado resultados con pérdidas netas de -0,05$, mucho peores de lo esperado que eran beneficios de +0,03$ pero mejores que los del año pasado que fueron pérdidas de -0,10$. Ajustados son beneficios de +0,1$.
 
Las ventas suben +24% a 1.440 millones de dólares, justo lo esperado.
 
De momento no obtiene rédito de la estabilización del mundo de los PC porque tiene menos exposición que Intel al mismo, pero su reestructuración va para largo y en el fuera de horas cae más del 10%, dando un downswing desde resistencias.
 
amd