Se espera una apertura bajista en Europa. Estos son los factores clave a considerar.


El principal factor bajista es la decepción que sigue sufriendo el mercado ante la marcha de la economía de la zona euro. Parece que las medidas del BCE no están funcionando.

A primera hora Francia lanzaba un jarro de agua fría, diciendo que rebajaba sus previsiones de PIB del 2014 de +1% a tan sólo +0,5% y personalmente pensamos que sigue siendo muy optimista y que va a ser peor. Las de 2015 de +`1.7% a +1%. Y además anuncian que no van a cumplir su objetivo de déficit.

Pero el susto gordo llegaba a las ocho cuando la locomotora alemana se ha gripado. -0,2% en el PIB del segundo trimestre cuando se esperaba sin cambios. Y teniendo en cuenta que los datos recientes ya del tercer trimestre le están saliendo bastante malos, podría darse el caso hasta de una recesión técnica, con varios trimestres a la baja.

Todo esto no ha gustado nada a los operadores.

Habrá que ver ahora como queda al final el PIB de la eurozona que se dará a las 11h.

En otro orden de cosas y además de este importante factor habrá que estar atentos a las reacciones a los resultados empresariales.

Dos buenos en compañías grandes alemanas. Thyssen da mejor de lo esperado, y el gigante de la fabricación de potasas K+S también mejor de lo esperado. Sin embargo RWE ha quedado algo por debajo de lo esperado.

Thyssen está subiendo con fuerza en la apertura.

Ayer Wall Street cerró al alza, y las crónicas oficiales, como por ejemplo la de Bloomberg, no se andan con rodeos. Se subió porque el dato de ventas al por menor fue realmente malo y el mercado con su lógica surrealista habitual celebró que mejor que vaya la economía mal porque así los tipos de interés tardarán más en subir. También se subió porque China dio datos macro malo, y de nuevo, consideraron que mejor porque así el banco central chino tomará medidas de apoyo a la economía. A uno le da que pensar que toda la subida de los últimos años se base en esto. La lógica dice que esto de subir porque la economía va mal, en algún punto del camino aunque sea a largo plazo tiene que terminar mal. Pero de momento sigamos siendo la cigarra, lo de ser hormiga, como en la fábula está más pasado de moda que los pantalones campana. Carpe Diem.

Desde el punto de vista técnico, de momento rebote técnico lo de días pasados, y poco más, mientras no se rompan niveles más arriba.