Se espera una apertura plana en un entorno de mercados de volatilidad extremadamente baja, todo está narcotizado por la intervención de los bancos centrales, que han hecho se pierda la percepción de riesgo.


Ayer el S&P 500 tuvo el segundo menor rango diario en el día, desde el año 1993. Creo que con esto está dicho todo. La otra ocasión fue en unas navidades, pero ahora no estamos en Navidad. Este es el mercado que tenemos.


Apertura replicando a Wall Street apenas se mueve a estas horas, y todo el mundo queda a la espera de las dos citas que van a decidir la sesión.  Y además las dos a la misma hora, a las 14h30, hora española.

La primera va a ser el dato de empleo. Ayer ya se dio el de ADP de creación de empleo privado que fue muy fuerte, muy por encima de lo esperado. Como reaccione hoy el mercado ante el dato es imprevisible ya saben lo que son estas cosas. Habrá que estar atentos a lo que pase con la mente abierta a todo.

La segunda gran cita del día, será la reunión del BCE. No se espera que haga nada de especial a las dos menos cuarto, con lo cual todo el interés se desplazará a las 14h30 cuando Draghi dé la rueda de prensa.

El mercado cree que quizá hoy podría dar más detalles de los enormes LTRO que anunció en la pasada reunión. Desde luego si anunciara nuevas medidas, poco probable, sería una noticia que sería bien recibida por las bolsas.

A tener en cuenta que en EEUU las reacciones al dato de empleo, tendrán una peculiaridad especial. Se tienen que concentrar en menos horas porque hoy cierra antes la bolsa por ser la víspera del 4 de julio. Además es de esperar que mucha gente esté ya de puente, con lo cual el volumen será más bajo de lo normal y cualquier reacción puede ser exagerada por la falta de volumen.

Por lo tanto la verdadera sesión empezará a las dos y media.

En Asia el Nikkei ha cerrado con bajada del 0,14%.

Más información en nuestro vídeo de apertura diario.