Se espera una apertura bajista por relajación tras las fuertes subidas de ayer y a la espera de numerosos datos macro que tenemos en Europa para ver si aumenta la presión sobre el BCE en su reunión de mañana y, por supuesto, a más titulares de la tensión en Ucrania con unos EEUU que aumentan la presión sobre Rusia.

A ver… ¿dónde lo dejamos? Ah, sí… Los mercados tuvieron ayer un fuerte rebote con un SP 500 que acabó subiendo +1,5% y cerrando en un nuevo récord.
 
Ayer fue día de rebote general que dio la vuelta al planeta tras la rueda de prensa de Putin y la retirada de los efectivos que estaban haciendo maniobras en la frontera con Ucrania. Los metales, granos y crudo bajaron en general y el movimiento de todos los mercados fue el contrario que el lunes, pero en Europa no se recuperaron todas las pérdidas, al contrario que en Wall Street.
 
Mientras Putin sonó firme y algo conciliador con Occidente, dejando claras las líneas rojas que no estaba dispuesto a tolerar ni por parte de Occidente ni por parte ucraniana, EEUU sigue presionando y eleva el tono de las protestas.
Obama ha dicho que Rusia con su palabrería no engaña a nadie ya que considera que la invasión es una violación de las leyes internacionales, en referencia a todo lo que dijo Putin en la rueda de prensa de ayer.
 
Considera que Rusia tiene intereses legítimos en Ucrania pero no tiene derecho a utilizar la fuerza. Kerry ya dijo desde Kiev que la mano rusa estaba detrás de todo lo que está pasando y que buscan una excusa para expandir su invasión de Crimea en el Este de Ucrania y considera que la mejor manera de proteger los intereses de los rusoparlantes es establecer contactos serios con el Gobierno interino de Ucrania.
 
La OTAN dice que Rusia está violando la soberanía de Ucrania pero sigue trabajando su rama de política para apoyar los esfuerzos para una resolución pacífica de la crisis. La tensión es de tal calibre, que Polonia solicitó una reunión del consejo de la OTAN bajo el artículo 4 del tratado de fundación, que habla del peligro que cualquiera de los miembros, en su opinión, sienta que su integridad territorial, independencia política o seguridad de cualquiera de los miembros se vea amenazada. Vamos, que hay miedo de que Ruisa quiera recuperar parte de los territorios perdidos.
 
Para terminar, Kerry dijo que EEUU daría pasos para aislar más a Rusia si sus militares no se retiran. Recordemos que Putin avisó que si había sanciones, el daño sería mutuo. EEUU dijo que ya estaba trabajando en dichas sanciones y que tardarían días y no semanas.
 
Bien, quedémonos con esto de las sanciones, porque si tardaran días, debemos estar atentos a una posible coincidencia de fechas con el dato de empleo de pasado mañana. Es decir, imaginemos que EEUU pone sanciones y Rusia responde no se sabe cómo. Si esto pasa el día del empleo, tenemos una volatilidad extra.
 
Ayer no tuvimos datos en Wall Street pero hoy volvemos a la carga con el ISM de servicios y el ADP. En Europa el PPI bajó más de lo esperado y mete un poco más presión para que el BCE no se relaje y busque inflación.
 
En China tenemos que un exconsejero del PBoC considera que alcanzar el objetivo de crecimiento del 7,5% en 2014 va a estar difícil pero todavía no es necesario un paquete de ayuda. Recordemos que los PMI han ido poco a poco cayendo y ya varios subindicadores están en contracción.
 
Hablando de China, el PMI de servicios de HSBC sube a 51 desde el 50,7 y da algo de respiro, pero sigue muy bajo y es consecuente con un crecimiento moderado de la economía y eso puede empezar a pasar factura al empleo.
Siguiendo en la línea del crecimiento, tenemos que Australia ha presentado un PIB  de +0,8% en el 4Q y en la interanual +2,8%, más de lo esperado.
 
Pasando a Europa, tenemos varios eventos, desde resultados como los de Carrefour o Standard Chatered o Adidas, pasando por la retahíla de PMI de servicios y el PIB de la Eurozona. Todos los datos se van a mirar con lupa porque mañana tenemos reunión del BCE.
 
Con respecto a Carrefour, dice que va a potenciar las inversiones de capital este año tras el aumento de los beneficios del año pasado.
 
Adidas ha avisado de que en 2014 va a tener un impacto significativo de la debilidad de las monedas emergentes, por lo que es un aviso a navegantes de los efectos de la retirada de los QE.