Se espera una apertura alcista en Europa, estos son los factores a considerar:

En primer lugar la relativa tranquilidad con que se ha tomado Asia todo el enredo del referendum de Crimea, con subidas de la bolsa de China del 1% y bajadas suaves en Japón del 0,3%.

En China estaban todos pendientes de la subida por sorpresa durante el fin de semana de las bandas de fluctuación del yuan chino al doble, al 2%.

Esto ha provocado una nueva bajada del yuan, que favorece a las exportaciones chinas en un contexto de debilidad económico. Al final todas las grandes potencias, China, Japón, EEUU, son capaces de mantener sus divisas artificialmente bajas, menos una, la eurozona, para variar.

En segundo lugar tenemos que tener en cuenta lo que ha pasado este fin de semana en Crimea. El referendum famoso para la anexión a Rusia ha tenido un resultado de más del 95% a favor de la anexión, suponiendo que sea verdad. Con las tropas rusas controlando la zona, y sin verificadores internacionales que lo comprobaran, el resultado es algo extraño. Pero el mercado ya había descontado que todo es un paripé de Rusia para anexionarse igual la península de Crimea, por lo que estamos inicialmente con aquello de vende con el rumor y compra con la noticia.

En cualquier caso no hay que olvidar que todo sigue igual que el viernes. El miedo del mercado se centra ahora más bien en el hecho de que Rusia pudiera repetir la jugada con otras zonas del Este de Ucrania.

Otra noticia positiva en el día es el anuncio de Vodafone de la compra de Ono, algo que puede animar al sector.

Desde el punto de vista técnico, encontramos un cuarto motivo para esta subida inicial, ya que el futuro del mini S&P 500 ha rebotado exactamente en el fuerte soporte que le suponía la media de 50 días.

Más información y más consideraciones técnicas en el vídeo de apertura.