Jornada de fuertes caídas en Europa. El sectorial bancario no levanta cabeza, y las constantes declaraciones de cierres de oficinas y de despidos asustan más a los inversores, que ven que su modelo de negocio está en entredicho. Además el petróleo ha vuelto a bajar para complicar las cosas. 
 
Zenón de Elea fue un filósofo que vivió en el siglo V antes de Cristo. Fue famoso por sus paradojas con las que negó en todo momento la existencia del movimiento. Así, contaba en una de sus paradojas que si el guerrero Aquiles perseguía a una tortuga, en realidad nunca podría alcanzarla, pues si por ejemplo él avanzaba 100 metros, la tortuga avanzaría 1, cuando él avanzara 50 metros, la tortuga lo haría en  50  centímetros, cuando el avance un metro, la tortuga lo haría en 1 centímetro y así sucesivamente hasta el infinito. Cualquier distancia que les separe puede constar de un número infinito de bisecciones, algo que posteriormente quedaría demostrado era un error teórico por los estudiosos del cálculo infinitesimal, ya que series de este tipo sí tienen un carácter finito, al contrario de lo que él defendía. Esto, según Zenón, demostraba que el movimiento no existe y que, como los sentidos nos hacen creer que sí existe por ejemplo cuando andamos, los sentidos son una ilusión.
 
Cuentan que un buen día iba dando unas clases a campo abierto a alguno de sus alumnos jóvenes y al pasar por delante de una casa salió corriendo hacia ellos un perro enorme con muy malas pulgas ladrando sin parar. Zenón salió corriendo, más rápido incluso que sus alumnos. Cuando consiguieron esquivar al perro y se sentaron todos a descansar sobre unas piedras, uno de sus alumnos le pregunto:
 
 - "¿Y por qué corríamos todos para huir del perro si como está demostrado el movimiento no existe y nunca nos podría alcanzar?" A lo que Zenón respondió:
 
- "Por supuesto, está claro que en realidad no nos hubiera alcanzado, pero se habría producido una imaginaria ilusión de nuestros sentidos realmente pavorosa que nos habría dejado los nervios destrozados aun sin motivo".
 
Ya ven, mucha filosofía pero a la hora de la verdad Zenon corría delante del perro más rápido que nadie.
 
Las bolsas han optado por la solución menos filosófica. Aquí nadie ve claro nada. Lo de los bancos se pasa ya de castaño oscuro y francamente tiene mala pinta. Y encima Wall Street parece cansado, y recordemos que las grandes instituciones desde ayer pasaron a neutrales. Muchos operadores europeos hoy han decidido no hacer caso a Zenón y correr huyendo de las bajadas que corren también bastante deprisa. El gráfico europeo se ha deteriorado mucho.
 
Al final claras bajadas ante la caída del precio del petróleo, ya que en realidad nadie se cree que vayan a cumplir el presunto acuerdo de congelación, y en segundo lugar por la fuerte caída del sector bancario. Todas esas declaraciones de cierres de oficinas, de despidos, tanto en España como en muchos otros lugares de Europa, no solo no tranquilizan al inversor, sino que le da más miedo. Y es que interpreta que todo viene porque el modelo bancario de negocio tiene serios problemas, y la política laxa de tipos del BCE los está pulverizando. Y no es algo que pueda cambiar a corto plazo. Automoción tampoco ha tenido el día.

Vamos con la crónica al completo de la sesión.

Se esperaba apertura moderadamente alcista en Europa, estos son los factores a considerar.
 

1- El buen cierre de ayer en Wall Street es un factor alcista. Al final terminó con alzas moderadas gracias al buen desempeño del sector de la salud, favorecido por una serie de noticias corporativas, y  por el fuerte alza del petróleo. La lectura de actas de la FED también se consideró de manera positiva. Había algunos miembros que querían subir tipos en abril, pero la mayoría consideraba que dada la situación mundial era peligroso.

2- El segundo factor alcista es el petróleo, que sigue subiendo, a cuenta del presunto acuerdo de la semana que viene para congelar el petróleo. Goldman dice hoy y creo que con razón que ese acuerdo no es fiable y que lo normal es que aumenten la producción en realidad. Estoy totalmente de acuerdo. El único precedente histórico que hay de algo así no se cumplió nunca en realidad.

3- Protagonista del día, es el dólar que continúa su bajada, especialmente contra el yen japonés, donde está en mínimos de 17 meses, y empiezan ya los rumores de intervención cercana del Banco de Japón, cosa que creo realmente posible en la zona de 100 a 105, como dicen muchos bancos.

4- Hay que recordar que las grandes instituciones ayer pasaron a neutrales tras estar largos desde el 29 de febrero.

Vamos con la actualidad corporativa.

EDF. Un sindicato le amenaza con huelga si sigue adelante con los proyectos de reactores nucleares en UK

Volkswagen. El propietario de tres concesiones en EEUU quiere iniciar demanda contra VW por el escándalo de las emisiones.

Allianz. Pierde a un importante directivo que se pasa a AXA

Siemens. Anuncia que ha conseguido importante contrato en Ohio

Michelin. Se conoce que planea la construcción de una nueva planta en México

Bancos UK. Como pasa en España, tres de sus principales bancos planean cerrar un buen número de sucursales.

Pasemos a los datos macro.

A las 09h producción industrial en España.

No hay más datos importantes durante la mañana.

 
Las bolsas europeas a estas horas bajan y siguen inspirando muy poca confianza. Sigue dando la sensación de que como a Wall Street le dé por estornudar nosotros pillamos la pioja verde. Y es que el corazón bancario europeo se tambalea, por mil problemas, a los que se une el lento convencimiento de los operadores de que el sector se podría haber quedado sin modelo de negocio. Ya saben que ha habido en la historia muchos otros sectores venidos a menos por los cambios de la sociedad. No me parece ninguna broma ese dato que están dando los expertos de que el Fintech tenga en dos o tres años que quitarle el 25% del negocio.
 
 
Ya no se habla de él, pero vean por ejemplo el gráfico del Deutsche Bank, y en amarillo el de su credit default swaps… como ven no es solo una cosa de loos bancos españoles…
 
S1


Tampoco favorece a Europa el hecho de que la debilidad del dólar se haya acrecentado tras las lecturas de actas de la FED de ayer, que no muestran muchas posibilidades de tipos. A fin de cuenta esto sigue garantizando una temporada de euro alto, que no viene nada bien a las exportadoras europeas.
 
Con todo esto los sectoriales bancario y de automoción son los peores del día y complican a los índices generales.
 
Da miedo ponerse a comprar bancos, por bajos que estén, salvo que sea para operaciones a corto, a uno le da la sensación, puede que equivocada, que es como comprar siderúrgicas cuando empezó su proceso de reconversión hace unas décadas…

Desde luego que todo esto del cierre de oficinas, más que tranquilizar al inversor, lo que está es asustándole más porque es una confirmación de que el modelo de negocio actual no funciona.
 
En Wall Street hay que tener muy presente que las manos fuertes han pasado a neutrales. Ya no apoyan la subida, aunque tampoco la entorpecen.
 
El sectorial de salud europeo compensa un poco las cosas con una subida de casi el 1%. Sanofi sube y otros varios. Todos muy contentos de que haya salido mal la fusión entre Allergan y Pfizer porque así hay más dinero fresco encima de la mesa de nuevo, para nuevas operaciones.
 
Constancio y Praet del BCE han dicho que el BCE está dispuesto a nuevas medidas y nuevas consideraciones si la economía sigue mal, pero esto no ha animado mucho a los mercados. Todo esto del BCE está perdiendo algo de influencia. Antes se hubiera reaccionado más.
 
El petróleo es otro factor negativo. Empezó fuerte, pero se ha dado bastante la vuelta durante la sesión, tras la noticia de que las exportaciones de Iraq han subido más de lo esperado. Si quieren mi opinión el teórico pacto que se supone que van a firmar la semana que viene para congelar la producción es papel mojado, y no lo va a respetar nadie, como por otro lado ya pasó en otra ocasión.
 
Los datos macro de EEUU hay que seguir vigilándolos, hay muchos claroscuros. Aunque desde luego tengo claro que de momento no hay recesión cercana. No obstante no está de más, para el futuro que tengamos en cuenta lo que sigue.
 
Hace unos años se publicó un informe muy interesante que creo merece la pena que tengamos en cuenta. Me refiero a uno de Jean Luc Buchalet, de la firma Facset, sobre Wall Street y las recesiones.
 
Este analista suele hacer grandes trabajos y éste no es una excepción. Las conclusiones a las que llega son realmente interesantes, sobre todo una: tendemos a pesar que las bolsas son un eficaz detector anticipado de los ciclos económicos, pero nada más lejos de la realidad. El analista de Facset demuestra que las bolsas son un indicador coincidente y nunca un indicador adelantado de las recesiones.
 
Lo que hace Facset es estudiar todas las recesiones desde 1960 a la fecha y ver cómo se comportó la bolsa antes y después de las mismas y las conclusiones son extremadamente claras y rompen el mito de unas bolsas como indicadores adelantados, algo que está muy alejado de la realidad.

 Desde 1960, la bolsa -con la excepción de la recesión del 2001- nunca ha bajado en ninguna de las 6 recesiones restantes antes del inicio de la recesión de manera considerable. Excluyendo 2001, sale una media de bajada antes de las recesiones de poco más del 2%, lo cual no es absolutamente nada de nada. Las cifras son concluyentes y frías, la bolsa nunca detecta la recesión, sigue totalmente confiada hasta que ésta se produce, esperando indefectiblemente que "esta vez será diferente" y que "será un enfriamiento suave". Es más, incluso en el 2001 hay que recordar cómo a finales de diciembre los analistas de grandes casas, pronosticaban fuertes subidas para el 2001, cosa que evidentemente no sucedió. No comento esto para criticar a nadie, pues bastante difícil es el mercado y cada uno hace lo que puede y todos nos equivocamos, sino en el sentido de lo difícil que es detectar cuándo viene la recesión.

Pero una vez que llega la recesión en todos los casos, menos en uno 1980, se bajó considerablemente en cuanto empezó (aunque aquí se demoró la bajada, también llegó después). A los seis meses del inicio de la crisis económica, la media de bajada es del 7,2%. Pero lo peor y lo que me llama verdaderamente la atención del estudio es el tiempo que tardan las bolsas en recuperarse tras la bajada después de la recesión. Vean estos datos de Facset.
 
- Recesión de abril de 1960 a febrero de 1961: 224 días.
- Recesión de diciembre de 1969 a noviembre de 1970: 413 días.
- Recesión de noviembre de 1973 a marzo de 1975:1055 días.
- Recesión de enero de 1980 a julio de 1980: 142 días.
- Recesión de julio de 1981 a noviembre de 1982: 464 días.
- Recesión de julio de 1990 a marzo de 1991: 220 días.
- Recesión de marzo del 2001 a noviembre del 2001:1610 días.
 
Como vemos, la recesión hará bajar mucho o poco a las bolsas, esto casi nos daría igual, aunque en esta ocasión es mucho lo que se ha bajado, lo malo es el dilatado plazo de tiempo que se necesita para la recuperación, que da una media de 590 días, y si quitamos el valor más corto de la serie, en 1980, de 664 días.
 
La conclusión a la que llega Facset, y con la cual uno no puede estar más que de acuerdo, es que cuando se detecta una bajada causada por recesión hay que abandonar la bolsa de EEUU y en general todas las bolsas. De momento, no parece que EEUU esté cerca de recesión ni de lejos, pero guardemos todo esto en el archivo para cuando haya que sacarlo

El saldo de las instituciones al cierre de ayer sigue neutral por segundo día consecutivo, así que este factor deja de influir en el mercado, pero no debemos olvidar que esto significa que no ejercen ni presión alcista ni bajista, se mantienen fuera.

La sesión en Europa vuelve a ser volátil por las implicaciones de los movimientos de los bancos centrales
 
Ayer todo el mundo estuvo esperando a las actas de la última reunión de la Reserva Federal para ver si había mucha división, o no, dentro de sus miembros con respecto a las subidas de los tipos de interés. En resumidas cuentas, tenemos una clara división, casi a partes iguales, entre los que piden una subida de tipos de interés muy cerca y los que quieren esperar a dar ese paso por miedo y precaución a las amenazas que vienen desde la economía mundial. Algunos de ellos creen que hay que asegurarse de que la inflación esté muy por encima del objetivo para empezar a subir los tipos de interés, una manera de crear una especie de colchón que permita que la economía pueda aguantar esas subidas.
 
El mercado lo que interpretó es que esa división hace que la primera subida de tipos de 2016 esté algo más lejos de lo que el presidente de la Reserva Federal de Boston nos hizo entender hace escasos días. La consecuencia inmediata es que el dólar está teniendo debilidad en prácticamente todos los cruces, siendo el más evidente en el dólar yen que está descendiendo -1,67%, acercándose a este fortísimo soporte que tiene la zona de los 105 donde está la media de 200 semanas, así que se está empezando ya a esperar algún comunicado en algún momento por parte del Banco de Japón acerca de alguna intervención porque esto va en contra de su economía y sus exportaciones.
 
Sin embargo, el eurodólar se ha metido ahora mismo en negativo, otra vez por debajo del 1,14 y muy lejos de los máximos de la sesión, pues la moneda única se ha estado revalorizando bastante tanto contra el dólar como contra la libra esterlina, lo que ha suscitado comentarios por parte del Banco Central Europeo de forma similar a una intervención verbal intentando calmar los ánimos. En este caso el economista jefe de la entidad ha dicho que se pueden seguir tomando medidas adicionales para poder contrarrestar algún evento inesperado y además teniendo en cuenta también los efectos secundarios, así que ese comentario lo que ha hecho ha sido intentar poner algo de calma en el euro, pero de momento no están teniendo mucho efecto en el mercado porque el peor súper sector del día es el de automoción y recambios con un descenso de -2,7%, las exportadoras.
 
El Ibex 35 es uno de los peores con un descenso de -1,18%, ya que los bancos vuelven a tener problemas porque el BIS dice que los bancos italianos, franceses y españoles durante la crisis han repartido en dividendos más dinero del que se han quedado para reforzar su capital, así que pide medidas que presionen a los bancos para que no den tanto dividendo y el dinero que ganen lo guarden para fortalecer el capital y ponerlo en circulación a través de nuevos préstamos. Es evidente que esto no gusta nada los inversores porque disminuye la rentabilidad del banco de cara a los accionistas, así que el segundo peor súper sector del día es el bancario con una caída de -2,37%.
 
Sube el EUR y el BCE contrarresta con más intervenciones verbales para calmar
 
Ya hemos visto que la lectura de las actas de la última reunión de la Reserva Federal han debilitado mucho al dólar y eso está exportando fortaleza al euro, que además se refleja en la debilidad del super sector de automoción y recambios que está amargando la sesión al índice alemán por ser el que peor lo está haciendo de toda Europa.
 
Pues bien, ahora ha aparecido Praet, del BCE, diciendo que la entidad podría activar más estímulos para poder compensar posibles problemas nuevos que aparezcan en la economía de la zona euro. Recordemos que es el economista jefe.
 
En concreto dicho que si apareciese nuevos problemas, las medidas que han tomado podría ser calibradas para que estuviesen a la altura de la fortaleza de ese nuevo problema, incluyendo compensar los posibles efectos secundarios.
 
Como podemos imaginarnos, esto ha ayudado de inmediato a los mercados europeos, e incluso está haciendo que el eurodólar se ponga en negativo -0,06%, así que debemos tener muchísimo cuidado con este par por la situación técnica que tiene que pueden ver en este gráfico a días:
 
EURUSD

 
Más problemas para los bancos, el BIS no quiere dividendos
 
Comentario que puede no hacer mucha gracia a los inversores de los bancos de la zona euro por parte del BIS, pues dice que los bancos del área deberían ser alentados para mantener una mayor parte de sus beneficios dentro del banco en vez de pagar los dividendos, para de esta manera poder aumentar su propio capital y ponerlo a disposición de la financiación de nuevos préstamos. Esto lo ha dicho el máximo responsable de investigación del BIS.
 
Parece que vamos a entrar en una época en donde los bancos lo van a pasar realmente mal. Por una parte tienen la presión sobre sus márgenes, y por otro una revolución tecnológica que va a hacer que su modelo de negocio se tambalee, lo que puede provocar una huida hacia delante buscando soluciones tecnológicas para aumentar su competitividad, algo que va en detrimento de los trabajadores del propio sector, como se ha visto recientemente con ese plan de Santander o el comentario de otro banco diciendo que a largo plazo se ve prescindiendo de la mayoría absoluta de sus sucursales. Todo esto puede levantar cierta lucha social pues ya se ha advertido desde algunas asociaciones que confiar en un entorno absolutamente digital pone en jaque a las personas mayores, los entornos rurales y además a las clases sociales con menos ingresos ya que depende el acceso a sus cuentas de asumir el gasto de una conexión a Internet, su manejo, y los dispositivos necesarios para su utilización.
 
Por si esto fuera poco, este comentario del BIS podría reducir todavía más el atractivo del sector bancario en Europa y en concreto en la periferia, ya que su investigación les ha arrojado cifras en donde los bancos italianos, españoles y franceses han pagado más dividendos que lo que han retenido en sus propias cuentas, por lo que considera que el pago de dividendos durante una crisis debería ser una preocupación para los bancos centrales por ser un foco de atención no sólo a la hora de aplicar su política monetaria sino también su mandato de estabilidad financiera.
 
Súper sector bancario, el empeoramiento en el medio plazo se mantiene
 
Hoy comparte el protagonismo de ser el peor del día con el súper sector de automoción y recambios. En estos momentos el súper sector bancario está cayendo -1,79% no sólo por la perspectiva de más medidas a tomar por parte del BCE, sino también por el deterioro del prestigio del sector tras el escándalo de los papeles de Panamá, la revolución tecnológica que puede hacer tambalear su modelo de negocio y además los peligros para la rentabilidad de toda su actividad.
 
Si miran el gráfico adjunto al cierre de ayer a semanas, verán que el empeoramiento medio plazo del súper sector se mantiene. A comienzos de año perdimos la directriz alcista desde los mínimos de 2009 nada menos, siguiéndole un fuerte rebote tras alcanzar la sobreventa, zona que no visitábamos desde la segunda parte de 2011, tal como se puede observar.
 
El problema es que el rebote nos llevó a buscar esa directriz para tomarla como resistencia y nos encontramos una más que es la zona de máximos relativos de 2012 que fue tomada como soporte en 2013. Por si fuera poco, el RSI no consiguió superar la directriz bajista desde los máximos de 2015 y la fuerza comparada con el índice de referencia, el Stoxx 600, no pudo recuperar la pérdida de los mínimos de 2012, por lo que el dinero de la gestión activa sigue saliendo del sector, así que las perspectivas no son buenas.
 
BANKS

 
De momento los del NO a subir tipos van ganando en el FOMC
 
Ayer las actas de la última reunión de la Reserva Federal mostraron una clara división entre los que quería subir los tipos de interés ya, en el mes de abril, y los que prefieren seguir esperando por el miedo a la situación general, por lo que el dólar vuelve a tener problemas en prácticamente todos los cruces.
 
El más llamativo de todos es el dólar yen, que está cayendo casi 1 - 1%, en el corto plazo se están metiendo en la sobreventa pero el que tiene más peligro de todos es el gráfico a semanas, pues ya está perdiendo el siguiente soporte de los 110 y se acerca a la zona de los 105 donde tiene un soporte mucho más fuerte y donde ronda la media de 200 sesiones. Además, el RSI está a las puertas de la sobreventa, así que debemos tener muchísimo cuidado porque el Banco Central de Japón debe estar muy atento a los acontecimientos y seguramente haciendo cálculos ya para una intervención.
 
usdjpy

 
Las actas de la última reunión del BCE, punto negativo para el EUR
 
Hoy hemos conocido el acta de la última reunión del Banco Central europeo y tenemos una situación que puede no gustar al euro, porque han dicho que no descartaría han nuevas reducciones de tipos si aparecen nuevos problemas que lo requieran. Además, hasta cierto punto están tranquilos porque dicen que hay muy pocas evidencias de efectos secundarios negativos por tenerlos tipos en negativo, aunque algunos miembros del Consejo de gobierno discutieron acerca de excluir algunos depósitos de los efectos de los tipos en negativo, pero llegaron a la conclusión de que un esquema de clasificación ese sería extremadamente complejo.
 
La subasta de España a medio y largo plazo
 
El tesoro español coloca 879 millones de euros a cinco años a un tipo marginal que se reduce al 0,579% desde el 0,702% anterior.
 
A 10 años coloca 1555 millones a un tipo marginal que sube al 1,507% desde el 1,496% anterior.
 
A 30 años coloca 935 millones con un tipo marginal del 2,712%.
 
Además, coloca 410 millones de euros en deuda indexada a la inflación con vencimiento 2030 y un tipo del 0,968% bajando desde el 1,585%.
 
Sube los tipos a 10 años, y si no estuviera el BCE…
 
Bullard, comentarios sobre el crecimiento de EEUU
 
Dice que se debería considerar crear una estrategia de crecimiento de medio plazo para el país que esté menos orientada la estabilización de la política monetaria, estímulos, etcétera, pero que esté más orientada hacia el tipo de cosas que mejorarían las perspectivas de crecimiento en el medio plazo, lo que apunta a considerar una reforma de los sistemas impositivos, educativos inmigratorios.
 
Lo anterior lo dijo a la prensa antes de un evento en la sede de la Reserva Federal de San Luis en el día de ayer. Como suele pasar en este tipo de afirmaciones, no hubo sugerencias explícitas de medidas a tomar.
 
Marks & Spencer, resultados con advertencia
 
La minorista británica ha presentado cifras de ventas de su último trimestre fiscal con unas ventas entre iguales que mejoran 1,9% desde el mismo período del año anterior, pero con ventas de alimentación sin crecimiento y en el área de artículos cayeron un 2,7%. Además, ha vendido más en el extranjero que en el propio país si no tenemos en contar los movimientos de las divisas.
 
Precisamente, la advertencia viene desde el mundo de las divisas, ya que dice que las condiciones de operativa son difíciles y se espera que pasen factura en las cuentas y rentabilidad de todo el año.
 
Los resultados empresariales destacados hoy de EEUU :
 
- Bed, Bath and Beyond presentó ayer tras el cierre unos resultados de su último trimestre de 1,91 dólares, mejores de lo esperado que eran 1,81 dólares y también mejores que los del año anterior que fueron 1,8 dólares.
 
Las ventas mejoraron un 2,4% esta situarse en 3420 millones de dólares, mejores de lo esperado, con las ventas en centros con más de un año subiendo un 1,7%.
 
La alegría para los inversores llega de la mano de su primer dividendo que se sitúa en el 0,125$, así que está teniendo buena acogida en el fuera de horas.
 
- ConAgra Foods presenta resultados de su tercer trimestre fiscal con beneficios de 0,46 $, peores de lo esperado que eran 0,59 $ pero mucho mejores que los del año pasado que fueron pérdidas de -2,21 $. En cifras ajustadas son beneficios de 0,68 $.
 
Con respecto a las ventas, mejora ligeramente a 2920 millones de dólares desde los 2910 el año pasado, mejores de lo esperado.
 
Con respecto a las previsiones para su año fiscal de 2016, espera unos beneficios ajustados por acción en la franja de 2,05 $ a 2,07 $, muy por debajo de lo que esperaba el mercado que rondaba los 2,25 $.

Los datos de Europa de hoy:
 
Francia:
 
Balanza por cuenta corriente de Francia del mes de febrero arroja un déficit de 3900 millones de euros, aumentando desde los -2200 del mes anterior y mucho peor de lo esperado que era una reducción hasta los -1.000 millones de euros.
 
Con respecto a la balanza comercial, tenemos un déficit que también aumenta a -5.200.000.000 de euros desde los -3900 del mes anterior y mucho peor de lo esperado que era una reducción a -3800.
 
Con respecto a las importaciones, aumentan a 43.300 millones de euros desde los 42.100 del mes pasado y las exportaciones se reducen un poquito a 38.100 desde los 38.200.
 
España:
 
Producción industrial de España del mes de febrero interanual mejora 2,2%, pero desciende desde el 3,4% anterior y queda bastante peor de lo esperado que era una reducción hasta el 3,2%.
 
Reino Unido:
 
Índice de precios de las viviendas de Reino Unido del mes de marzo creado por Halifax sube 2,6%, un disparo realmente importante que compensa el descenso del -1,5% anterior del mes pasado y que supera con mucho la expectativa de un incremento del 0,7%.
 
En cifras interanuales tenemos una importante subida del 10,1% que supera el incremento del 9,7% anterior y que también es mucho mejor que el esperado 9,5%.
 
Los datos de EEUU de hoy:
 
Las peticiones de desempleo semanales de Estados Unidos de la semana que termina en el 2 de abril bajan a 267.000 desde las 276.000 de la semana anterior y mejor de lo esperado que era una reducción a 270.000.
 
La media de cuatro semanas aumenta a 266.750 desde las 263.250 de la semana anterior.
 
El total de perceptores sube a 2,191 millones de personas desde los 2,17 2 millones de la semana anterior, peor de lo esperado que era un ligero ascenso a 2,17 3 millones.
 
En general las cifras buena para la economía pero es mala para el mercado, porque vuela mostrar cierta fortaleza y alejarse de ese nivel psicológico de los 300.000, por lo que la fortaleza del mercado laboral es el principal aliado que tiene la Reserva Federal y dentro de ella los que piensan que qué subir tipos de interés cuanto antes.
 
Por lo tanto, la mezcla de todos los factores hace que el resultado sea ligeramente negativo para el mercado, ligeramente positivo para los bonos y ligeramente negativo para el dólar.
 
Resumiendo la sesión, jornada de fuertes caídas en Europa. El sectorial bancario no levanta cabeza, y las constantes declaraciones de cierres de oficinas y de despidos asustan más a los inversores, que ven que su modelo de negocio está en entredicho. Además el petróleo ha vuelto a bajar para complicar las cosas.