INTRADÍA

Situación intradía. Bancos y el crudo, principales puntos de interés

  23/09/2016 - 12:30
 
  • Enviar
  • Imprimir
Europa está viviendo una sesión en la primera mitad de la misma en donde se puede apreciar un cierto respiro tras el fortísimo movimiento alcista que tuvimos ayer una vez despejadas las incógnitas de los bancos centrales que eran el motivo importante de sufrimiento para los operadores esta semana.

El Banco de Japón ha dado una vuelta de tuerca a las medidas y en vez de ampliar su programa cuantitativo lo que ha hecho ha sido entrar directamente a cambiar la forma de la curva de tipos. La Reserva Federal tampoco ha hecho nada pero ya el recuento de las votaciones deja claro que se acerca una subida de tipos de interés que prácticamente tiene todas las papeletas de ser en la reunión de diciembre.

Con todo lo anterior, se empieza el mercado a dar cuenta de que ya parece haber poco margen para que se sigan ampliando los programas cuantitativos o incluso bajar los tipos de interés. De hecho, en el Banco de Inglaterra hay ya miembros que dicen que no hay oportunidad para bajar nuevamente los tipos de interés precisamente porque ha reaccionado muy bien la economía a la incertidumbre de la votación de permanencia en la Unión Europea teniendo un repunte más fuerte de lo esperado a las medidas tomadas. Hay que recordar que una cosa es la incertidumbre por el referéndum y otra la implementación del divorcio, así que todo el mundo sigue expectante para saber si va a ser amistoso o realmente agresivo, siendo esta última posibilidad la que puede hacer más daño por esas barreras económicas entre ambas partes del Canal de la Mancha.

Dentro del contexto de que los tipos de interés pueden tener un camino muy limitado hacia abajo, y entrar en un momento en donde son más probables el mantenimiento o incluso la subida de los tipos de interés, cada vez hay más voces diciendo que el sector bancario va a beneficiarse de esta situación, incluso pudiendo compensar en algunos casos el ambiente de tipos negativos que vive la zona euro. Si a esto le sumamos las noticias que van apareciendo, en donde un sector que se considera que está abarrotado para la cantidad de negocio disponible, empieza a pensar en reestructuraciones, cerrar sucursales y despedir al personal para poder subir el rendimiento del negocio, pues ya hay pasos que pueden dar una mejor forma al sector. Además, ya son demasiadas veces las que desde el Banco Central Europeo se avisa de que hay demasiadas entidades y recordemos que ya el presidente del Deutsche Bank pidió que se autorizarán las fusiones transfronterizas, así que todo este conjunto está siendo muy vigilado por los operadores por si aparecen en pocas fechas algún intento de fusión que puede intentar arreglar las cosas en algunos sectores nacionales y puedan suponer algún tipo de inversión puntual aprovechando el momento.

De momento hemos tenido más de un factor negativo nada más empezar la sesión, ya que hoy hemos conocido los datos o lectura preliminar de los índices de directores de compra del mes de septiembre y quien ha brillado con luz propia es el sector de servicios porque ha quedado mucho peor de lo esperado en Alemania, acercándose demasiado peligrosamente a la zona de contracción. Como sabemos, el sector de servicios es el más importante y no es nada bueno que empiecen a mostrarse signos de fatiga en un momento en donde los bancos centrales ya no están tan dispuestos a ayudar a la economía aumentando las ayudas, por lo que hay un cierto punto de nerviosismo en este aspecto, sobre todo cuando hemos visto que los últimos datos en Estados Unidos tampoco son tan fuertes como se esperaba pero la Reserva Federal sigue diciendo que la economía va a repuntar. Evidentemente, todo el mundo espera que la economía vaya bien, pero esa cierta certeza de la Reserva Federal a subir los tipos de interés suele chocar cuando los datos macro muestran lo contrario, por lo que es normal que a muchos les entren los nervios.

Siguiendo el hilo de los bancos centrales y subir los tipos de interés, uno de los factores principales de la inflación es la influencia del precio del crudo. Hoy está siendo protagonista porque la semana que viene tenemos el último evento importante del mes, la reunión de productores y de ahora en adelante todo titular que aparezca será descontado en el precio. Recordemos que Rusia y Arabia Saudita habían llegado a un acuerdo para crear un grupo de trabajo que estudie propuestas para poner encima de la mesa acciones concretas para estabilizar el mercado del crudo. Venezuela también dio señales de que había un ambiente positivo para poder alcanzar un acuerdo y hoy el precio, que estaba bajando, en el caso del Brent, ha pasado a positivo porque la agencia Reuters ha avisado de que Arabia Saudita estaría dispuesta a aceptar un recorte de producción si Irán aceptase una congelación.

No debemos perder de vista de que Arabia Saudita e Irán tienen un juego de ajedrez en todo oriente medio y que en los últimos tiempos se ha visto plasmado en ese conflicto en Yemen. Arabia Saudita no estaba dispuesta a realizar acciones que supusiesen una disminución de su cuota de mercado si su archienemigo, Irán, no estaba dispuesta a aceptar mantener su cuota de mercado. Estos últimos dijeron que no querían saber nada del asunto hasta que no alcanzasen la cuota de producción anterior a las sanciones internacionales y además Rusia también estaba de su lado diciendo que era injusto pedirle Irán que congelarse la producción cuando estaba más baja que antes de las sanciones internacionales. No hay que decir que Rusia es muy amigo de Irán y Arabia Saudita es muy amigo de Estados Unidos, por lo que la división está muy clara.

Si los eventos de esta semana de los bancos centrales eran vitales para saber a dónde podían ir los tipos de interés, el evento de la semana que viene con esta reunión de productores también será exactamente igual, pues si se llega a un acuerdo, habrá que ver en qué términos porque en el detalle está en el diablo, podría ser positivo para los precios del crudo y una subida sostenida podría apretar las tuercas a la inflación, algo que iría a favor de los bancos centrales para no apoyar tanto la economía porque podría aumentarse la perspectiva de alcanzar sus zonas objetivo de inflación.
 


INFORMES RECOMENDADOS
TOP 10 Ei


ARCHIVO: JOSE LUIS CARPATOS

RECOMENDADOS
Lo más leído en Cárpatos